Es la distribución porcentual de las personas que constituyen la audiencia, en base a diferentes variables, principalmente de tipo sociodemográfico. En ocasiones se denomina también perfil de la audiencia.

El conocimiento de la estructura de la audiencia tiene tanta importancia como el conocimiento numérico de ésta.

Si el objetivo de una campaña publicitaria es alcanzar a los jóvenes hasta veinticuatro años, por ejemplo, no tendría sentido contratar un medio o soporte publicitario que tuviera una audiencia muy elevada.

Si la estructura de esa audiencia estuviera formada en un 98% por personas mayores de esa edad. La composición de la audiencia puede variar considerablemente de unos medios a otros, e incluso entre diferentes soportes dentro de un mismo medio.

Por ese motivo no se debe generalizar sobre la composición media de cada medio, sino que hay que desagregar cada soporte con independencia de los demás.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Por favor valore el contenido)
Cargando…

Hablemos

Si tiene cualquier pregunta somos todo oídos :-)

Enviando

¡Suscríbete!

¡Suscríbete!

Y recibirás por mail información de calidad sobre diseño :-)

Gracias por la suscripción!

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?